viernes, mayo 06, 2016

Escucha, abandonada


Envuelta por el aire
de la mañana en fiesta
entre risas y músicas,
campanas y alegría,
olvídate del hombre
que hasta ayer te dolía
como una desventura:

canta, ríe, juega,
apuesta a no acertar,
para así acostumbrarte
a ese sabor amargo
que se llama tristeza,
y que aparece siempre
cuando el amor se va.
José Agustín Goytisolo

Paco Ibáñez


2 comentarios:

Miriam Jaramillo dijo...

Ha sido un placer visitarte.Volvere seguro.Con infinito respeto.

Gina London dijo...

Gran poema me  trae muchos recuerdos eso es lo que hacen los poemas, son como pequeñas  bolas llenas de momentos y sentimientos que explotan cuando llegan al corazón adecuado, me encantan los poemas de amor, que la poesia nunca muera,  gracias a los grandes poetas como usted.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...