martes, octubre 17, 2017

Y después


Los laberintos
que crea el tiempo,
se desvanecen.

(Solo queda
el desierto.)

El corazón,
fuente del deseo,
se desvanece.

(Solo queda
el desierto)

La ilusión de la aurora
y los besos,
se desvanecen.

Solo queda
el desierto.
Un ondulado
desierto.

Federico García Lorca

Marta Gómez

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...